Si quieres cuidar tu dieta y recuperarte de los excesos, las planchas de cocina serán tus aliadas, ya que podrás cocinar de una manera mucho más cómoda, rápida y con menos grasas, generando que tu organismo mejore, obtengas más nutrientes y tengas ¡incluso más defensas!

Uno de los pecados nutricionales más habituales que cometemos en la cocina, es hervir los alimentos tirando su jugo, así como cocinarlos de manera excesiva. Las planchas de asar eléctricas, sin embargo, nos liberan de ese problema, haciendo que los alimentos conserven todas sus propiedades nutricionales de una manera excepcional.

Si estás pensando en recetas sanas bajas en calorías, no dejes de probar los calabacines, cortados en rodajitas finas. Pincélalos con un aceite especial, que hayas dejado macerar durante al menos dos horas previamente con unas ramitas de romero y eneldo. Adquirirá todo el aroma de las hierbas aromáticas y la guarnición te encantará. Deja que los calabacines se tuesten ya con la plancha caliente y sírvelos, agregando unos bloques de tofu pequeños bañados en salsa de soja, pasados por la plancha también o con unos filetes de pollo, previamente sazonados con una buena pimienta y sal.

Las verduras cumplirán su objetivo, siempre que agregues una proteína vegetal o animal acompañándolas, poniendo una ración de 70-100 gramos. Los platos de menos de 250 calorías reinarán de este modo en tu mesa. ¿A qué es una maravilla? ¡Así cualquiera podrá cuidarte y tomar buenos hábitos de nuevo! Si quieres saber más acerca de las planchas de cocina, APRENDE MÁS CONSEJOS AQUÍ. ¡Y comparte el post!

A %d blogueros les gusta esto: